¿Qué es el cólico del lactante, cómo identificarlo y qué hacer para que tu bebé no sufra?

Cuando un bebé llora, puede estar causado por diferentes motivos: gases, frío, hambre, dolor, soledad… Sin embargo, en ciertas ocasiones un recién nacido puede llorar incontrolablemente y sin ningún motivo aparente. Alrededor del 20% de los bebés menores a los tres meses de edad sufren del cólico del lactante.

Estos llantos suelen desesperar a los padres y el médico no suele ofrecer más solución que la paciencia. En este artículo te ofrecemos toda la información necesaria para saber identificar y solucionar el cólico del lactante de tu bebé.

¿Qué es el cólico del lactante?

Durante los primeros meses de vida de un bebé recién nacido es muy común que se produzca el trastorno conocido como el cólico del lactante. También se le llama cólico de tres meses, cólico vespertino, cólico de gases o alboroto paroxístico del lactante.

Se define así cuando un bebé de menos de tres meses llora sin parar un segundo hasta tres horas seguidas, al menos tres días a la semana. Estas métricas corresponden a los datos extraídos por diferentes estudios médicos que han intentado, sin resultado, obtener los motivos reales de este trastorno.

Bautizadas como ‘Los tres de Wessel’, en honor al profesor de pediatría que describió por primera vez dicho fenómeno, estas métricas ayudan a identificar que se trata de este tipo de trastorno.

Cólico del lactante síntomas: ¿Cómo identificarlo?

Tal y como te explicábamos en el punto anterior, identificar cuando tu bebé está sufriendo del cólico del lactante requiere de un control intensivo por parte de los padres y no siempre está asegurado por el médico.

Los llantos provocados por el cólico del lactante suelen ser más frecuentes durante la tarde o la noche. A su vez, pueden estar acompañados de un enrojecimiento facial, la flexión de las piernas, el hinchamiento de la barriga, un constante pataleo y los puños apretados. El bebé puede arquear la espalda y su estómago suele endurecerse.

El llanto del lactante debe cumplir cuatro criterios clave:

  • El llanto es paroxístico. El bebé comienza a llorar de repente sin presentar ninguna relación con lo que estuviera haciendo de forma previa. A su vez, el llanto tiene un final claro e identificado.
  • El llanto es mucho más intenso y con un tono más alto que en otras ocasiones.
  • El llanto es inconsolable. Los padres intentan consolar al bebé, pero es imposible conseguir resultados positivos.

tratamiento del colico del lactante¿Por qué se producen los cólicos lactantes?

Numerosos estudios médicos han buscado cuáles pueden ser las causas que afecten al bebé, pero aún no se ha llegado a una conclusión verídica sobre las causas de estos cólicos. Algunos de los motivos son los siguientes.

Aspectos alimentarios que afectan a los gases del bebé

La alimentación es una de las causas que pueden provocar los cólicos lactantes en los bebés, alrededor del 5 o del 10% de los casos. Cuando los cólicos se suman a diarreas crónicas, un leve aumento del crecimiento u otros síntomas, los médicos recomiendan un cambio en la alimentación del bebé. Cuando el niño es alimentado con lactancia artificial, el médico prescribirá una leche especial. Mientras que, si el bebé que sufre cólicos lactantes es amamantado, se suelen suprimir los lácteos.

Aspectos orgánicos relacionados con el cólico lactante

Una de las causas más conocidas es la intolerancia a la lactosa que puede presentar un bebé que todavía no tiene todo su cuerpo formado; sufre de un desequilibro de hormonas intestinales o tiene una anormal composición microbiana en la flora intestinal.

Causas relacionadas con la conducta cólico del lactante

Los pediatras también señalan como causa el cólico lactante el tener una inadecuada interacción entre la madre y el bebé. Es decir, el llanto puede continuarse de esta forma si el bebé tiene falta de contacto físico o no tiene una respuesta adecuada a sus necesidades. Cuando el bebé es amamantado también pueden influir los factores alimenticios de la madre, como un menor ritmo nutritivo o alimentación desordenada que afecte a la leche del bebé.

Remedios para aliviar los cólicos del lactante

Este es el punto más importante del artículo, ya que los padres suelen desesperarse muchísimo cuando un bebé sufre de este trastorno.

Los padres necesitan tranquilizarse

Los expertos suelen advertir que el cólico del lactante es un proceso transitorio que va desapareciendo a medida que el bebé crece. Aunque no parezca nada esperanzador y, a veces, cause el efecto contrario, los padres pueden sobrellevar y responder mucho mejor a los cólicos lactantes del bebé si ellos están tranquilos. La actitud de los padres es un elemento muy importante, ya que, si no se les acompaña correctamente en el llanto, se producen efectos muy contrarios.

Los padres deben estar más pendientes de lo habitual

Coger al bebé en brazos o acunarlo son algunos métodos que han mostrado alguna eficacia de alivio contra los síntomas del cólico del lactante. También se puede recurrir a aplicar calor en la tripa, hacerles suaves masajes para expulsar los gases o incluso acostarse a su lado para darles cariño y trasmitir tranquilidad.

Un buen consejo es pedir ayuda a abuelos o tíos del recién nacido para repartir el tiempo de cuidado ya que, si los padres no descansan correctamente, no se puede ofrecer la calidad de los cuidados que el bebé requiere.

Ayudar al bebé a expulsar los gases

El bebé que padezca de cólico del lactante presentará bastantes más gases que lo normal. Así, se debe de recurrir a diferentes trucos para no fomentar este hecho. A la hora de darle el pecho al bebé o el biberón, hay que adoptar la técnica más correcta y adecuada.

Una buena solución es ofrecer las tomas de comida con más frecuencia, es decir, cada vez que pida comer o cada dos horas como máximo. Esta frecuencia es la correcta para que el bebé no coma con tanta ansiedad y se evite la acumulación de gases que se produce en estos casos.

Después de cada comida, es interesante provocar que el bebé elimine los gases incorporándolo leventemente o dándole unos suaves toques en la espalda.

colico en bebesPreveer el momento del cólico

Ya conoces el dicho: “Es mejor prevenir que curar”. Cuando un bebé sufre del cólico del lactante, las horas de llanto suelen repetirse mecánicamente de manera diaria. Así, los padres deberían saber con cierta seguridad cuáles son los horarios en los que los bebés pueden comenzar a llorar para ya no parar hasta tres horas después. En estos casos, es muy interesante prepararse ante el momento del cólico y preparar un ambiente relajante que tranquilice al bebé. Por ejemplo, un baño, un paseo o poner música relajante.

Fisioterapia especializada para el cólico del lactante

Otro de los remedios para evitar que un bebé sufra de los estragos del cólico del lactante es acudir a un fisioterapeuta especializado. Existen diferentes terapias capacitadas para solucionar este trastorno en buena medida.

Terapia Distal

La Terapia Distal tiene como objetivo evaluar de manera manual las diferentes partes del cuerpo del pequeño: el cráneo, la boca del estómago y el recorrido del colon. Palpando la base del cráneo se puede evaluar las tensiones originadas a este nivel, ya que se encuentra el nervio neumogástrico. Este nervio es el encargado de comandar el sistema digestivo y puede alterarse antes o durante el parto. A su vez, se evalúa la boca del estómago para controlar la situación del diafragma y del cardias. Esta terapia promete encontrar cuál es el problema que causa los cólicos del lactante en el bebé para conseguir solucionarlos.

Masaje infantil o Método Rubio

Un masaje bien hecho puede aliviar un poco los dolores producidos por el cólico del lactante. Este masaje debe realizarse entre comidas, pero nunca antes o después de la toma. Es importante que se haga en un lugar con buena temperatura y que nunca se masaje al niño si parece que no quiere.

El masaje se comienza por los miembros inferiores, continuando por el abdomen, el tórax, los miembros superiores y la cara. Este masaje activará el sistema intestinal y ayudará a tonificar los músculos respiratorios del bebé. La idea de realizar este masaje es relajar al recién nacido y aliviar los síntomas producidos por el trastorno del cólico del lactante.

remedios-colico-del-lactante¿Quieres solucionar el cólico del lactante con fisioterapia?

Como has podido leer en el artículo, los médicos no suelen dar soluciones efectivas ante el cólico del lactante. Este hecho suele agobiar bastante a los padres, sobre todo los primerizos, ya que no pueden dormir y suelen sentirse impotentes ante el sufrimiento de su bebé.

En Fisiosalum buscamos una solución adaptada a ti y a tu bebé ante los cólicos del lactante. Nuestra clínica está especializada en fisioterapia infantil y en la mujer en el término más completo. Puedes contactar con nosotros sin ningún tipo de compromiso y trataremos de encontrar el tratamiento que mejor se adapte a vosotros.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
LLAMAR AHORA