El dolor de espalda en el embarazo es algo que sufren la mayoría de las mujeres. La fisioterapia para embarazadas ayuda a las futuras madres a mitigar los síntomas de problemas como lumbago y ciática. De la misma forma, la práctica de deportes como el pilates para embarazadas, es un gran aliado durante la gestación. Además, la recuperación tras el parto es mucho más rápida y sencilla para la madre cuando ha realizado ejercicios en el embarazo.

Fisioterapia y osteopatía para embarazadas ofrecen tratamientos perfectos para que las mujeres puedan llevar una vida normal durante esta etapa de su vida. El rápido aumento de peso y sus consecuencias no serán un problema con los tratamientos adecuados. Así, tanto la madre como el bebé no sufrirán ningún tipo de dolencia en la gestación, pero tampoco tras el parto. ¿Quieres saber cuándo ir al fisioterapeuta y qué puede hacer por ti durante estos 9 meses? A continuación de contamos todas las ventajas.

¿Por qué es necesaria la fisioterapia para embarazadas?

Durante la gestación es frecuente que las mujeres padezcan diferentes dolores producidos por los cambios hormonales y corporales. Los más frecuentes se pueden prevenir y aliviar con unos correctos tratamientos de fisioterapia para embarazadas.

Lumbalgia: síntomas

El dolor de lumbares en el embarazo es habitual, sobre todo a partir del tercer mes de embarazo. El principal motivo es que el aumento de volumen y peso en la tripa, que lleva a que cambie el centro de gravedad en la mujer. La futura madre irá modificando su postura progresivamente, encorvando más la espalda y separando los pies para mantener el equilibro. Entonces comenzarán aparecer las molestias.

Se trata de un dolor que aparece en la zona baja de la espalda y que puede llegar hasta las rodillas. Lo habitual es que aumente según avance el día, aunque a veces la embarazada puede sufrirlo nada más levantarse de la cama. Sin embargo, lo normal es que remita tras descansar por la noche.

Ciática y fisioterapia durante el embarazo

La fisioterapia para embarazadas ayuda a eliminar la ciática durante el embarazo. ¿En qué consiste este problema? Es un pinzamiento del nervio ciático que, en este caso, se da por el aumento de peso. Este dolor comienza en la parte superior del glúteo, casi en la espalda. En casos más graves, se irradia por toda la pierna, afectando a las zonas por donde pasa este nervio: glúteo, isquiotibiales (parte trasera del muslo) y gemelo.

Si el dolor va en aumento, la mujer puede llegar a cojear. Nunca debemos llegar a este punto y en cuanto sintamos molestias lo recomendable es acudir a un centro de rehabilitación y fisioterapia para embarazadas.

En esta web puedes encontrar más información sobre la ciática en el embarazo.

Dolor en la pelvis durante el embarazo

Debemos tener en cuenta que durante los 9 meses de gestación, el cuerpo de todas las mujeres cambia ya que se prepara para albergar al bebé en su interior y para el parto. En este proceso de adaptación, los huesos del pubis se separan para facilitar la salida del pequeño llegado el momento. Por eso es habitual sufrir pubalgia en el embarazo o molestias en esta zona.

Pies planos durante la gestación

Otro de los problemas que trata la fisioterapia para embarazadas es el de los pies planos. El aumento de peso hace que, en muchas ocasiones se debiliten los arcos de los pies y la mujer sufra molestias e, incluso, fascitis plantar.

Si padeces cualquiera de estos problemas o notas algún síntoma que te cause malestar, no lo dejes pasar. A medida que avance el embarazo es habitual que las molestias vayan a peor, por lo que debemos tomar medidas. Cualquier pequeño dolor atajado a tiempo tiene solución. En Fisiosalum ponemos a tu disposición todas las herramientas y tratamientos necesarios para ayudarte a tener un embarazo mucho más llevadero.

Fisioterapia prenatal: vendaje neuromuscular para embarazadas

El kinesiotape en embarazadas es muy beneficioso, de igual forma que para cualquier otra persona que necesite este tipo de tratamientos fisioterapéuticos. El vendaje neuromuscular para embarazadas se coloca sobre la zona afectada o dolorida y sirve para:

  • Estirar el músculo dolorido por una contractura que ya ha sido eliminada.
  • Disminuir la inflamación de una zona.
  • Corregir la postura, según donde se coloquen.
  • Actuar a nivel linfático, lo que ayuda a evitar la retención de líquidos durante el embarazo.

Kinesiotape embarazo

Osteopatía para embarazadas durante la gestación

Una de las ramas de la fisioterapia es la osteopatía, que entiende el cuerpo como una unidad, de forma que trata de solucionar cualquier dolencia localizando el foco del problema. Por ejemplo, el aumento de peso puede provocar una mala postura de la embarazada al caminar. Esto, a su vez, ocasiona dolores en las rodillas. Cualquier otra ciencia, trataría sólo la molestia en la rodilla, mientras que un osteópata intentará corregir la postura además de aplicar un tratamiento de fisioterapia para embarazadas en la rodilla.

La osteopatía es una técnica manual que a través de diferentes masajes y cambios posturales solucionará las distintas dolencias que sufre la futura madre.

Existen tratamientos osteopáticos de diferentes tipos en función de lo que necesitemos. La osteopatía visceral será muy útil para la embarazada que sufra náuseas y malestar, mientras que la craneal serviría para los dolores de cabeza, por ejemplo. En cuanto a la osteopatía estructural para embarazadas,  es muy recomendable para aquellas mujeres que necesitan una corrección postural.

Masajes y otras técnicas de fisioterapia para embarazadas

Las técnicas fisioterapéuticas son numerosas y un especialista en maternidad y embarazo siempre sabrá cuál es la que necesitamos. Así, nos aplicará el tratamiento más recomendable para nosotras. En algunos casos se tratará de masajes aplicados a la zona dolorida, mientras que en otras nos enseñará estiramientos y ejercicios para embarazadas dirigidos a corregir nuestra postura y aliviar nuestros dolores. Igualmente, aplicará calor o frío en la zona donde sufrimos molestias para complementar el masaje o ejercicio.

Debemos tener en cuenta que durante estos 9 meses continuaremos cogiendo peso hasta que demos a luz. Así, nuestro cuerpo cambiará constantemente y a pasos agigantados por eso es frecuente que el fisioterapeuta nos mande ejercicios para embarazadas en casa. Estas actividades nos ayudarán a llevar mejor el embarazo. Además, es muy frecuente que nos recomiende clases de preparación al parto para que, llegado el momento, no sea tan traumático.

Cursos, deportes y actividades para embarazadas

Cualquier embarazada debe tratar de hacer una vida normal e intentar que  su estado no le afecte demasiado a la hora de realizar cualquier actividad. ¿Cuál es la clave para conseguirlo? Llevar una vida y un embarazo sanos. Para ello es muy importante practicar deporte y seguir una dieta para embarazadas adaptada a las necesidades de cada mujer.

Es cierto que hay muchos ejercicíos que durante la gestación no se deben practicar porque pueden ser perjudiciales para el feto. Sin embargo, no debemos tener miedo y lo mejor es consultar a nuestro médico o fisioterapeuta qué tipo de deporte o gimnasia para embarazadas podemos practicar, además de aquella indicada para la preparación al parto.

yoga para embarazadasEl pilates y el yoga para embarazadas son dos actividades muy recomendables en la mayoría de los casos. Lo que sí es importante destacar es que los ejercicios estén adaptados para esta situación.

De la misma forma que es importante practicar deporte durante estos 9 meses, es necesario estirar. Debemos tener en cuenta que el peso que aguantamos durante el embarazo es mayor y que tras ejercitar nuestros músculos, es imprescindible evitar contracturas y dolores. Aquí encontrarás algunos estiramientos para embarazadas que te vendrá muy bien realizar, incluso, después de caminar.

Fisioterapia infantil para el bebé

La fisioterapia para niños se puede aplicar incluso en los bebés. Existen diferentes técnicas totalmente recomendables para los pequeños. ¿Cuáles son los beneficios? Algunos niños tienen discapacidades físicas o psíquicas que, a priori, les dificulta desarrollar todo su potencial.  Si tratamos a los pequeños lo antes posible podemos conseguir estimular y fortalecer sus sentidos, capacidades cognitivas y físicas.

De una forma similar puede ayudar la osteopatía pediátrica a los bebés. Muchos sufren problemas como cólicos lactantes, escoliosis, deformaciones craneales, sinusitis o incapacidades respiratorias. Estas técnicas aliviarán y corregirán las dolencias de los más pequeños.

¿Necesitas una clínica de fisioterapia para embarazadas?

Si buscas un centro de bienestar y fisioterapia en Sanchinarro o cerca de Alcobendas, en Fisiosalum estamos deseando conocerte.  Contamos con los mejores profesionales especializados en fisioterapia para embarazadas y pediátrica. Ofrecemos actividades para embarazadas y te ayudamos a conseguir una recuperación temprana tras el embarazo. En nuestra clínica de fisioterapia en Madrid te ofrecemos confianza para toda la familia.

LLAMAR AHORA